Desaparece el libro de visitas para las inspecciones

 

 

Desde el pasado día 13 de Septiembre se eliminó de manera definitiva el Libro de visitas, tanto en formato físico como electrónico.

 

A partir de ese día, cuando se realice una inspección de trabajo será el inspector quien proporcionará el documento para realizar la diligencia (adjuntamos modelo de ejemplo).
De esta, se le entregará una copia a la empresa inspeccionada.

 

Cada ejemplar de diligencia entregado a la empresa, deberá ser conservado a disposición de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social durante un plazo de cinco años, a contar desde la fecha de expedición de cada uno de ellos. También se deberán conservar durante 5 años los libros de visitas anteriores a esta orden.

 

En aquellas comunidades autónomas con lengua cooficial, el modelo de diligencia se confeccionará en versión bilingüe.