Notificaciones de Hacienda durante las vacaciones

Hacienda no tiene vacaciones

 

Aunque haya unas tradicionales fechas de vacaciones como pueden ser navidades o el mes de Agosto, para Hacienda son meses como cualquier otro y no cierra por vacaciones. Por lo tanto, un contribuyente puede recibir una notificación en estas fechas, cuando las posibilidades de que el cartero no encuentre a nadie en casa aumentan. La legislación establece que si la Administración intenta entregar una notificación y no halla al interesado en el domicilio, debe realizar un segundo intento en el plazo de tres días y en una hora distinta. También, es obligatorio que el cartero o el agente tributario deje un aviso de llegada. Si con ello no se logra contactar con el contribuyente, Hacienda opta por la notificación edictal que consiste en publicar la notificación en un diario oficial.

 

 

Por otra parte, todas las empresas que tributan por el impuesto sobre sociedades reciben todas las notificaciones de la Agencia Tributaria por vía electrónica a través de un buzón online asignado.

 

 

Cuando una compañía recibe un correo de Hacienda y no lo abre en 10 días, se considerará entregado y rechazado. Es decir, transcurrido este plazo, se inician los procedimientos de apremio y la imposición de sanciones. Aun así, las compañías pueden seleccionar 30 días al año en el los que Hacienda no puede remitir notificaciones electrónicas. Una posibilidad que no existe en las comunicaciones en papel.

 

 

Siempre es recomendable recibir en tiempo las notificaciones de Hacienda, especialmente si se tratan de liquidaciones y sanciones. En caso contrario, es probable que se agote el plazo para presentar recurso o se pierda el derecho a la rebaja por pronto pago.